lunes, 20 de septiembre de 2010

✪ Las Catacumbas de París ✪


Una paradoja es que bajo el subsuelo de la llamada Ciudad de la Luz se encuentra oculta una enorme red de oscuros túneles, lúgubres laberintos y pasadizos secretos.  Antiguas ciudades romanas sepultadas bajo Notre Dame, búnkeres nazis y quizás uno de los mayores osarios del mundo.


Las Catacumbas de París eran en su origen unas minas, las antiguas  canteras de la Tombe Issoireun.  Es por esto que se las conoce también como "Las Canteras de París" en francés "Les Carrières". 300 kilómetros de túneles subterráneos que abarcan varios distritos de la ciudad (arrondissements municipaux).

Los pasillos de tan tétrico lugar, del cual dicen que hay que ser valiente y atrevido para visitar, albergan los restos mortuorios de al menos seis millones de franceses. Calaveras y fémures, apilados en montones, decoran las interminables paredes de las catacumbas. Imagino que será impactante contemplar tal cantidad de huesos humanos hacinados como si tal cosa.


El uso de las canteras para semejante despensa de cadáveres fue debido a la saturación de los cementerios allá por la segunda mitad del siglo XVIII. Además surgió entre los habitantes un miedo terrorífico a los miasmas de los cuerpos que se descomponían putrefactos, un arma letal para la población al propagar insalubridad, enfermedades y epidemias de cualquier índole. Uno de los distritos que más se aquejaba y sufría este mal era el de Les Halles.

Llama la atención la frase que recibe a los visitantes en la entrada "¡Párate! Aquí está el Imperio de la Muerte"... esta cita al parecer se trata del epígrafe de un poeta llamado Jacques Dellile. E imagino que después de leer esto y antes de traspasar el umbral de la puerta a uno le dará por pensar en donde está a punto de introducirse...


Y ahora viene la parte interesante y que más miedo da,  pues como todo lugar marcado por la desgracia y la muerte, se cuenta una leyenda sobre el. La historia habla sobre una misteriosa mujer moradora de los angostos y oscuros túneles de las catacumbas que se aparece a los visitantes. Le llaman la Dama Blanca...  La leyenda dice que si algún visitante se encuentra con ella, no la debe mirar, pero sobre todo jamás debe entablar ningún tipo de conversación con el fantasma, porque si lo hace antes de un año morirá...


¿Quién se atreve a visitar este sobrecogedor rincón de París?


11 comentarios:

  1. Hola Ra! Yo leí una cosa interesantísima sobre estas catacumbas y es que de 300 km sólo está abierto al público 1, pero hay entradas secretas a través de alcantarillas o el metro pero ya hay que tener ganas de entrar ahí!
    A los difuntos no creo que les guste que les remuevan del sitio por lo que no me extrañaría nada que se oyeran o vieran cosas insólitas.
    Ra ya no sé de quién soy más fan si de tí o de Iker, me encanta leerte muas!! :**

    ResponderEliminar
  2. Que haya estado dos veces allí y desconociera esto. Voy a tener que hablar con mi familia parisina a ver porque no estaba yo informado de esto.

    Besooos.

    ResponderEliminar
  3. Hola Vir!!

    Pues sí, eso tengo entendido que sólo está abierta al público una parte de las catacumbas, aunque no sé exactamente cuantos kilómetros son los que se pueden visitar. Esto se debe entre otras cosas porque al parecer en el interior de los túneles los grupos satánicos ofrecían misas negras, sacrificaban animales, etc etc...

    Un dato curioso es que las paredes de las catacumbas están decoradas con grafitis, los más antiguos del Siglo XVIII.

    Y como anécdota curiosa... A Carlos X, antes de la revolución, se le ocurrió organizar una fiesta ahí abajo... Síp... con tantos huesos y calaveras por todas partes jejeje como terminó la party, eso ya no lo sé... :P

    Un besito guapetona, y muchas gracias por leerme, me alegro que te guste ;)

    ResponderEliminar
  4. mmmm... ¿A dónde me va a llevar mi Little guapo cuando vayamos a Paris? jejeje

    Muaaaaaaaaaaaaaaaaacs!! ;)

    ResponderEliminar
  5. Hola Ra!! Gracias por compartirlo y ya había leído algo acverca de estas catacumbas, ya ves que hasta peliculas se han hecho respecto a esto. Acerca de la dama que se aparece, también aquí tenemos una leyenda similar: "La llorona" una mujer que ahogo a sus niños y después se lamentaba gritando por las calles y los caminos. Dicen que esta leyenda es desde la epoca precolombina, o sea de los aztecas.
    Muy bueno.
    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  6. Pues ya he estado unas cuantas veces en Paris y no había oido hablar en la vida de semejantes "callejuelas". Habrá que ir pensando en volver....

    ResponderEliminar
  7. Por cierto Ra yo estuve en París unos días hace tiempo y los guías tampoco nos hablaron de las catacumbas y me parece fatal, porque igual que tiene maravillas por fuera, me habría encantado que me contaran estas cositas que hay por el subsuelo, un besitoo! :*

    ResponderEliminar
  8. Hola Ahuizotl!

    Me suena haber oído hablar alguna vez de esa leyenda de "La LLorona" aunque es una historia que no conozco en profundidad.

    Muchas gracias por comentar, me alegro que te gustase.

    Un besoo.

    ResponderEliminar
  9. Hola SOMMER!

    Pues te ha pasado lo mismo que a mi chico que ha estodo allí unas cuantas veces y también desconocía lo que se esconde bajo el suelo de París :P

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  10. Anónimo23.9.10

    Hola Ra, con tu permiso y sin el de algun q otro he curioseado por aquí, me parece un blog muy agradable e interesante, m gustan las historias q cuentas y sobre todo estos misterios y leyendas.....si quieres por aqui estaré de vez en cuando. Yo tb soy aficcionada a cuarto milenio y ya no tanto al programa de onda cero Antonio Cebrian, la rosa de los vientos.spes.

    ResponderEliminar
  11. Hola. Me ha gustado mucho tu entrada sobre las catacumbas de París. Estuve la semana pasada allí y tuve la ocasión de visitarlas. Es impresionante descender los 130 escalones que te llevan a más de 20 metros de profundidad, incluso por debajo del metro y de las alcantarillas...

    Se pueden recorrer solo 1,7 km de túneles en total, pero los huesos se encuentran más o menos a partir de la mitad del recorrido. Hay agua que gotea y hay charcos en el suelo. Lo recomiendo a todo aquel que vaya a visitar la ciudad.

    Un saludo.

    Gerardo.

    ResponderEliminar